Lira Merlo

Conferencista catolico





Mira lo que la Biblia dice sobre Maria.

Muchos han hecho esa pregunta una y otra ves, ¿porqué los católicos le dan tanta importancia a María? ¿Porqué la Biblia habla tan poco de la Virgen?

Iniciaremos observando los dos extremos que causa Maria en la fe del cristianismo, por un lado están los que tienen a María como el centro de su fe y el otro para los que María no es mas que un personaje de muchos de los que habla la Biblia.

Sin embargo, ¿cómo deberíamos nosotros sentirnos ante este personaje muy relevante en la fe cristiana?


¿Qué significa el nombre María?

Partamos definiendo el significado de su nombre: El nombre María es la castellanización del hebreo Miriam (מרים) y el arameo Mariam.  Aunque hay muchas teorías sobre su significado, una de las de mayor sustento supone que este nombre viene de Egipto, ya que así se llamaba la hermana de Moisés y Aarón. 
La mujer de Amram se llamó Jocabed, hija de Leví, que le nació a Leví en Egipto. Ella le dio de Amram estos hijos: Aarón, Moisés y María, su hermana. (Números 26:59) Moisés es un nombre claramente egipcio (Éxodo 2:10) que significa “sacado de las aguas”  Y en el caso de Maria viene del vocablo egipcio 'merit' que significa "amada" (por cierto, también se considera que de un vocablo egipcio afín se origina la palabra "amor" en español - aunque sobre esto hay otras teorías).
Menciones de María en el antiguo testamento.

La Virgen María es mencionada muy poco en toda la Biblia, y de ella en el antiguo testamento solamente encontramos profecías sobre su misión en el nacimiento del redentor:

La primera gran profecía que habla de María es la encontrada en el Libro del Génesis, aquie la Virgen aparece como la figura de aquella mujer de la que habrá de nacer el Salvador. Cuando Dios maldice a la serpiente o Satanás, le dice: "Enemistad pondré entre ti y la mujer y entre tu linaje y su linaje: él te pisará la cabeza mientras acechas tú su talón". (Gén 3:15) Dado que tanto en la Biblia misma como en la cultura judía, la descendencia relevante provenía del hombre y no de la mujer, y la palabra "simiente" se aplica naturalmente en torno al hombre (heb. זרעך - también "semilla" y "semen"), ésta es la primer profecía sobre el nacimiento virginal de Jesús, quien vencerá a la serpiente (i.e. el diablo).  Así que, por cuanto los hijos participaron de carne y sangre, él también participó de lo mismo para destruir por medio de la muerte al que tenía el imperio de la muerte, esto es, al diablo... (Hebreos 2:14)

A este texto la Iglesia le llama “el Protoevangelio” o sea, el primer anuncio de la buena nueva. Al anunciar a Jesucristo se menciona a la que lo va a dar a luz.

Dos Profetas mas hablan de María: Isaías y Miqueas, ocho siglos antes de Cristo. Es importantísimo el versículo de Isaías en donde le promete al rey Ajaz la señal esperada: "He aquí que una virgen está encinta y va a dar a luz un hijo y le pondrá por nombre Emmanuel" (Is.7:14).

Por su parte Miqueas, contemporáneo de Isaías, menciona también a María la Virgen  " Pero tú, Belén Efrata, tan pequeña entre las familias de Judá, de ti ha de salir el que será Señor en Israel; sus orígenes se remontan al inicio de los tiempos, a los días de la eternidad. Pero los dejará hasta el tiempo que dé a luz la que ha de dar a luz, y el resto de sus hermanos volverá junto a los hijos de Israel. (Miqueas 5:2-3)

Existe un pasaje mas en discusión, le encontramos en Jeremías 31:22: ¿Hasta cuándo andarás errante, oh hija contumaz? Porque Yavé creará una cosa nueva sobre la tierra: la mujer rodeará al varón.

Muchos estudiosos identifican este texto como una anuncio de la mujer virginal que albergará al hijo del hombre

María en el nuevo testamento:

Evidentemen que el nuevo testamento nos revela a su principal personaje y protagonista de toda la Biblia: Jesucristo, todos los evangelios nos tratan de llevar a Jesús, a su lado los demás personajes de la Biblia son solamente personajes segundarios, inclusive su madre.

Por ello no debe extrañarnos la parquedad de referencias a la Virgen Santísima. Pero las pocas citas que nos hablan de Ella, han sido suficientes para que la Iglesia, con grande amor, la conozca profundamente..
Listamos a continuación, las citas de los Evangelios que de manera especial se refieren a la Virgen María:

El ángel anuncia a la Virgen María la maternidad divina. (Lc. 1:26-38)
María visita a su prima Isabel. (Lc.1:39-45)
María entona el Magnificat. (Lc.1:46-56)
El ángel anuncia a José el nacimiento de Jesús. (Mt. 1:18-25)
Genealogía de Jesús, según la línea del Rey David.- (Mt. 1:1-17; Lc. 3:23-38)
Jesús nace en Belén (Lc. 2:1-7)
Adoración de los pastores. (Lc 2:8-20)
Circuncisión de Jesús. (Lc. 2:21)
Presentación en el Templo. (Lc.2:22-38)
Adoración de los magos de Oriente. (Mt.2:1-12)
La Sagrada Familia huye a Egipto. (Mt.2:13-15)
Jesús con los doctores. (Lc.2:41-50)
Jesús en Nazaret. (Lc.2:39-40; 51-52)
En Caná de Galilea, Jesús realiza su primer milagro. (Juan 2:1-12)
Quien hace la voluntad de Dios, este es mi hermano. (Mt. 12:46-50; Mc. 3:31-35; Lc. 8:19-21 y Lc. 11:27-28)
Jesús nos da a su Madre. (Jn. 19:25-27)
Maria en pentecostés. (Hechos 1:14)
Maria desde la perspectiva de Pablo (Galatas 4:4-6) (A este tema le daremos especial importancia en una entrada posterior en el blog)
Maria en el cielo (Apocalipsis 12:1-6)

Ninguno de los cuatro Evangelistas, nos relata la historia de María, o nos describe su persona; pero estudiando y analizando las citas en que los cuatro hablan de Ella, podemos llegar a conocer profundamente a la Madre de Jesucristo.

San Mateo, relata con detalle cómo Cristo vino al mundo, de la concepción virginal por obra del Espíritu Santo. En su relato, muy de acuerdo con las tradiciones semíticas, San José aparece en primer término: recibe los mensajes divinos, toma las decisiones adecuadas, mientras María permanece humilde y silenciosa a su lado.

San Marcos, siendo el Evangelista más sintético, la menciona una sola vez (Marcos 3:31-35) para proclamar la superioridad de la maternidad espiritual sobre la maternidad física.

San Lucas por su parte, habiendo investigado todo lo relacionado a Jesús, es el que sitúa a María a plena luz del Evangelio, al narrarnos con todo detalle en sus capítulos 1 y 2, la infancia de Jesús. Es el que nos permite entrever la profunda personalidad de la Virgen María y ya no en su Evangelio, sino en los Hechos de los Apóstoles, nos la presenta en el nacimiento de la Iglesia cuando con los Apóstoles "perseveraba en la oración antes de Pentecostés" (Hech. 1:14)

San Juan, por su parte es testigo y relator del primer milagro de Jesús en las bodas de Caná de Galilea y también testigo ocular de cómo la Virgen Madre permanece de pie junto a la cruz en el Calvario.
Bastaría considerar atentamente tres escenas de los Evangelios: La Anunciación, Las Bodas de Caná y María al pie de la Cruz, para comprender la grandeza de esta mujer para amarla y venerarla como lo hace la Iglesia Católica.

Conclusión

Es recalcable el lugar preponderante que tiene María, la Virgen de la Biblia, madre de Dios en la fe cristiana.  Elisabet, parienta de María, exclamó a gran voz: —Bendita tú entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre. (Lucas 1:42)  Y como ella misma dijo que le dirían bienaventurada todas las generaciones (cf. Lucas 1:48) eso hacemos cada ves que seguimos su consejo, algo que María misma pidió y el evangelio lo recoge fielmente:  Su madre dijo a los que servían: —Haced todo lo que él os dijere. Juan 2:5 Hagamos eso pues, siguiendo lo que Dios nos dice en su Palabra.

Paz y bien




Tal vez le interese

0 comentarios:

Publicar un comentario

Aclaración

Aclaración - La forma de citar los textos para la Iglesia católica es el uso de la coma para separar el capitulo del versículo, ejemplo: Juan 3, 16. Sin embargo, este blog le tengo asociado a un comando que reconoce una cita bíblica y te presenta el texto citado en una burbuja flotante al hacer clik, dicho comando solo reconoce los dos puntos, por ello este blog ha optado por usar esta forma de citar, a pesar de ser la usada por los biblistas protestantes. Ejemplo: Juan 3:16 Disculpen el inconveniente. Paz y bien.

 
Tú eres el responsable de informar a los visitantes de tu blog de las cookies que utilizas en él. Para más información, ve a http://www.blogger.com/go/cookiechoices.